Uruguay sale en busca de los inversores argentinos ofreciendo ventajas fiscales

Lacalle Pou promueve un proyecto de ley que ofrece no pagar impuesto al patrimonio y a la renta por diez años

0 57.045

Uruguay es considerado un oasis dentro de lo que es América Latina: su fuerte división de poderes y el respeto por la propiedad privada hacen que se destaque entre otras naciones en donde la calidad institucional es más débil. En el último tiempo, debido a la crisis económica argentina y a las restricciones cambiarias y brecha entre el dólar oficial y el dólar informal, nos enteramos de que algunos empresarios comenzaron a mirar con buenos ojos la posibilidad de establecerse del otro lado del charco: uno de los primeros en mudarse fue Marcos Galperín, el fundador y CEO de MercadoLibre.

El gobierno de Luis Lacalle Pou acaba de asumir y su principal preocupación es la reactivación del empleo en el país. Dentro de este marco, el gobierno uruguayo modificó una ley muy importante y flexibilizó los costos de la residencia fiscal.

Según comenta el diario Infobae, el pasado 11 de junio Lacalle Pou firmó un decreto que establece que el monto del valor de inversión en propiedades pasa de ser de USD1,7 millones a USD380.000. A su vez, la nueva disposición establece que el tiempo de residencia requerido pasa de 180 a 60 días al año. A su vez, si el interesado quiere radicar su empresa en el vecino país tiene que hacer una inversión de USD1,6 millones contra los USD5,3 que se solicitaban hasta ahora. La única condición es que se debe garantizar la creación de 15 empleos directos.

Un punto a tener en cuenta por parte de los interesados en establecerse fuera de Argentina es que, si trabajan con el exterior, pueden cobrar en dólares en Uruguay y no tener el inconveniente que presenta la Argentina en donde los sueldos están al valor del dólar informal, pero si traés dólares para invertir en el país te los convierten a un valor mucho más bajo. El grupo World Trade Center, que posee edificios de oficinas en varios países del mundo, comenzó hace poco a hacer publicidad de su edificio en el departamento de Colonia del Sacramento, que está a una hora de distancia de Argentina.

Uruguay ahora flexibilizó sus normas y el nuevo residente no pagará impuestos al patrimonio y a la renta por diez años (actualmente el período de gracia era de cinco años). Estos cambios están atrayendo también a empresarios brasileños y de otros países latinoamericanos.

Argentina y Uruguay tienen firmado un convenio para evitar el doble tributo impositivo. Si la persona puede demostrar que su domicilio está efectivamente radicado en el Uruguay, los impuestos para la persona comienzan a ser tributados bajo las normas uruguayas.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.